BIZCOCHO INTEGRAL DE CHOCOLATE Y YOGUR

1

Ingredientes :

1 yogur natural (de 125 gr).
3 huevos.
4 medidas de harina (puede ser integral)
Panela (1 y 1/2 medidas de yogur).
Aceite de oliva suave (1 medida de yogur).
1 sobre de levadura en polvo (16 gr).
Aceite para untar el molde.
100 gramos de mantequilla
150 gramos de chocolate de 70%cacao
Un molde redondo de 18 cm de diámetro.
Un pizca de sal.

Elaboración :

1. Vacía el yogur en un pequeño bol para poder utilizar su recipiente como medida de las cantidades.
2. Precalienta el horno a 180º durante estos 10 minutos que vas a dedicar aproximadamente a elaborar la masa.
3. En un bol grande añade las dos medidas de azúcar y los huevos, y bátelos enérgicamente con un batidor de varillas.
4. Añade el aceite y el yogur y sigue batiendo para que la mezcla quede homogénea, sin grumos.
5. Derrite al baño María el chocolate junto con la mantequilla.
6. sitúa un colador justo encima del bol y ve añadiendo las medidas de levadura y harina de forma que pasen por él. A este proceso se le llama tamizado y permite que estos ingredientes se añadan a la mezcla sin grumos ni apelmazamientos, viene genial para que todo se mezcle bien y el bizcocho quede esponjoso.
7. Termina de mezclarlo todo, y agrega al final la mezcla del chocolate y la mantequilla hasta que queden perfectamente integrados todos los ingredientes.
8. Forra tu molde con papel vegetal o úntalo con un poco de mantequilla o aceite. Puedes hacerlo con un pincel de cocina, y es recomendable que la mantequilla haya estado unos minutos fuera de la nevera, o si está demasiado dura, introduce una pequeña cantidad de ella en un vaso en el microondas durante apenas 5 segundos, y ya la tendrás lista para impregnar las paredes del molde con facilidad.
9. Vierte la masa en el molde y colócalo en el horno a una altura media, y hornéalo a esa temperatura de 180º durante unos 30 minutos.

Yo lo he sacado cuando el centro estaban todavía un poco crudo, porque se queda como si fuese un coulant, este bizcocho es una especie de brownie esponjoso, lo suyo es conseguir que el centro se quede menos hecho. Así que cuando veas que esta hecho por los lados, que no se hunde, y el centro está meloso, sácalo y déjalo enfriar.

Decorar con fresas y pistacho molido, almendras o nueces.

CREMA DE ZANAHORIA NARANJA Y JENGIBRE
Tortitas Veganas de Plátano
 

Comentarios (0)

Aquí todavía no hay comentarios publicados , sin embargo puede ser el primero iniciando una sesión usuario ...